Esclava ancha, inspirada en el vapor de agua intentando escapar del manto de lava y provocando que la lava parezca estar en estado de ebullición. 

 

Para emular este estado utilicé la técnica de joyería Reticulado, en donde se lleva el metal al límite de fusión, sin fundirlo. 

 

Ancho aproximado: 1,7 cm

 

Cada pulsera se realiza a pedido y a medida en Plata 925. Debido a que con este proceso es imposible hacer dos piezas iguales, cada una será única e irrepetible. Se realiza con una demora aproximada de 10 días hábiles (ante cualquier consulta escribime a ceciliacabalian@gmail.com). Todas mis piezas son realizadas a mano, por lo que pueden verse sutilmente distintas a la foto de referencia.